Un hilo tira de mí

Este ejercicio nos sirve para trabajar distintas maneras de andar.
Los alumnos se ponen a andar tranquilamente por el espacio. Aprovechamos para respirar profundamente, relajar el cuello y los brazos y disponerse a una clase en la que no están detrás del pupitre.
Cuando van andando, el profesor les explica que deben sentirse como una marioneta que pende de un único hilo y que como el manipulador es caprichoso, cada vez les va a atar el hilo de una parte de su cuerpo y tirará de ese hilo. Los alumnos tendrán que andar  de acuerdo con lo que su manipulador vaya haciendo. Cada tirón debe durar un tiempo suficiente para que el alumno se acomode a la forma de andar y vaya haciéndola suya.
Es muy útil que haya alumnos observando el ejercicio y luego comenten desde fuera lo que han visto. También que los propios "muñecos" hagan comentarios.
Es un buen momento para ver cómo una forma de andar puede empezar a dibujarnos un personaje. 

Contacto