E. de relajación

En esta etiqueta puedes encontrar varios ejercicios para relajar las distintas partes del cuerpo.
Para un actor, el cuerpo es el instrumento material de trabajo y tiene que dominarlo para que responda siempre a las necesidades de interpretación. Es como el instrumento musical afinado: no basta saber tocarlo; si no está bien afinado, sonará mal.
Por lo tanto, cualquier sesión de trabajo práctico empezará con un ejercicio que nos haga tomar conciencia de nuestro cuerpo y de su estado de tensión y relajación.
Hay que tener en cuenta que no es lo mismo la relajación que hacemos cuando queremos descansar o tras un esfuerzo físico que la que debemos hacer para prepararnos para un trabajo actoral. El actor necesita controlar la relajación y la tensión porque va a utilizar ambas en su trabajo. En los ejercicios que os propongo hay distintos tipos que iremos trabajando en clase.
Sobra decir que estos ejercicios vienen muy bien en otros momentos que todos vivimos: tensión en época de exámenes, estados de nerviosismo, etc.
Es muy importante crear el ambiente adecuado para estos ejercicios y llevar la ropa adecuada: que no apriete y sin zapatos.  

Contacto